Importancia de la lactancia en el desarrollo bucodental 

Se dice que la Lactancia Materna hace que el mundo sea más sano, más inteligente y tenga más igualdad (The Lancet, 2016). Además, está comprobado que disminuye la morbimortalidad infantil y favorece el desarrollo intelectual y motor. ¿Lo mejor de todo? Podemos acceder naturalmente a ella.

Para hablar sobre la importancia de la lactancia materna y el desarrollo bucodental de los niños, conversamos con la docente y odontopediatra de Odontología UC, Dra. Paula Maiza.

Doctora, ¿de qué forma afecta la lactancia en el desarrollo bucodental de los niños?

A nivel bucodental, la lactancia favorece el desarrollo de todo el sistema maxilofacial, específicamente, ayuda al correcto posicionamiento de las arcadas dentarias, previene malos hábitos de succión y desarrolla un adecuado tono muscular, a diferencia de cuando se usa mamadera donde sólo trabajan los músculos alrededor de los labios, en la lactancia materna se involucran los músculos de la cara, de la boca e incluso del cuello.

¿Cuáles son sus ventajas?
La ventaja de esto es que se ha visto una reducción de las maloclusiones en un 68% en dentición primaria, como por ejemplo mordida cruzada. Por otro lado, se ha demostrado que la lactancia materna es un factor protector para la caries hasta los 12 meses de edad y, luego de ello, la evidencia no es definitiva.

Además de proteger del desarrollo de caries, promueve el desarrollo músculoesquelético de la cara, fomentando la función succión-deglución-respiración de los niños amamantados.

___________________________________________________________

Qué dice la OMS
La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda la lactancia materna exclusiva durante seis meses, la introducción de alimentos apropiados para la edad y seguros a partir de entonces, y el mantenimiento de la lactancia materna hasta los 2 años o más.

A considerar
Independiente a que no existe información concluyente que indique que sobre el año de edad la lactancia materna sea un factor de riesgo o no para caries y maloclusiones, debemos considerar que los beneficios son múltiples y los riesgos pueden ser controlados con una buena higiene y alimentación saludable.

Pontificia Universidad Católica de Chile 2019

Optimizado para: Internet Explorer 11, Microsoft Edge 44, Firefox 62, Chrome 68, Safari 11 o superiores.